El MIEDO es una emoción básica junto a la alegría, la tristeza, el enfado y el asco. Compartimos esta emoción con los animales.

Imaginaos una ardilla en el bosque comiendo frutos del suelo cuando de repente aparece un zorro relativamente cerca de ella. La ardilla tiene tres posibles opciones ante el inminente peligro:

1ª) huir, trepando rápidamente a un árbol,

2ª) quedarse inmóvil para pasar desapercibida

3ª) o atacar al zorro (esta última no es una opción debido al tamaño del zorro).

Así que la ardilla decide quedarse inmóvil con la intención de que el zorro continúe su camino sin percatarse de su presencia. Al alejarse, la ardilla continua comiendo sus frutos. Una vez más, el MIEDO le ha salvado la vida a la ardilla. Esta emoción le ha activado su sistema de seguridad-amenaza y le ha permitido solventar la situación con éxito.

En los seres humanos, este sistema funciona de la misma manera, al igual que la activación de determinados mecanismos fisiológicos que nos preparan para enfrentarnos a la situación (aumento de la tensión arterial y tasa cardíaca -el corazón bombea más rápido para enviar el oxígeno necesario a las extremidades para poder hacer uso de ellas- , aumento ritmo respiratorio, dilatación de pupilas…)

Pero, ¿qué nos diferencia a los seres humanos de una ardilla?, pues que si nosotros fuéramos la ardilla, en lugar de seguir recogiendo frutos del suelo una vez se ha marchado el zorro, empezaríamos a decirnos a nosotros mismos “¿Y si el zorro averigua dónde está mi madriguera?, ¿Y si vuelve por aquí mañana? ¿Y si el zorro se ha ido para engañarme y luego me ataca sin que me de cuenta? ¿Y si consigue entrar en mi madriguera? ¿Y si se ha ido a avisar a más zorros para acorralarme?… De esta forma, mantenemos activado continuamente nuestro sistema de seguridad-amenaza a través del MIEDO.

En la antigüedad, un león suponía un peligro REAL para nosotros, hoy en día, este león es una entrevista de trabajo, dar mi propia opinión o pedirle a una persona una cita, por ejemplo. Y ante estas situaciones,

1ª) huimos,

2ª) nos bloqueamos (como la ardilla ante el zorro)

3ª) o atacamos.

Actualmente, son innumerables las situaciones que percibimos como peligrosas, provocando con las anteriores respuestas de defensa, barreras que nos impiden conseguir algunas de las metas y cambios que nos proponemos en nuestra vida.

He encontrado un video dónde se habla sobre estas barreras y sobre algunas de las cosas que nos decimos en situaciones determinantes de nuestra vida. Es un video que invita a la autorreflexión. Ejemplifica muy bien algunos de los pensamientos que tenemos y las situaciones por las que pasamos habitualmente. No aporta soluciones en sí (aunque la autorreflexión ya es un paso muy importante) y considero que mejor así, pues hay situaciones en nuestras vidas que requieren de la ayuda de un profesional cualificado para poder enfrentarse a ellas. Personalmente me ha gustado mucho y quería compartirlo con vosotros. No he conseguido encontrar a la persona que habla en él, pero por su tono de voz, creo que es Tony Robbins, uno de los coaches más influyentes del mundo.

Bajo, he transcrito el doblaje del video por si alguna persona prefiere leerlo o por si no consigue leer la traducción simultanea en el video, la cual en algún momento no se llega a leer fácilmente. Espero que lo disfrutéis.

TRANSCRIPCIÓN:

“He visto lo que el Dr. Blanton, Smile Blanton, colega del Dr Norman Vicent Peale, sobre el miedo: “el miedo es la enfermedad más sutil y destructiva de todas las enfermedades humanas”.

Damas y caballeros, el miedo mata sueños, el miedo mata esperanzas, el miedo manda a la gente al hospital, el miedo puede envejecerte. El miedo damas y caballeros, puede detenerte de hacer algo que sabes que eres capaz de hacer, pero no lo haces porque ese miedo te paraliza. Parece como si estuvieras atrapado bajo un hechizo.

Y yo te pregunto: ¿Cuál es el beneficio? ¿Cuál es el beneficio de permitir que el miedo te detenga? ¿Cuál es el beneficio de renunciar a ti mismo, de no tomar las riendas de tu vida? ¿Cuál es el beneficio para ti? ¿Cuál es el lado positivo? Es una de las cosas que tuve que preguntarme, porque yo NO quería cometer ningún error. Yo quería gustarle a todos, quería que todo fuera perfecto la primera vez que hiciera algo. ¡Eso no va a pasar! ¡Vas a cometer errores, vas a herir sentimientos, vas a hacer enemigos… en cuanto decidas a tomar las riendas de tu vida.

Tienes que preguntarte, ¿cuánto tiempo voy a permitir que esto me detenga? El miedo es algo falso que parece real. Es una “ilusión” que creamos en nuestra mente, es un estado mental que puede ser cambiado.

Mira tu vida ahora. Lo que has hecho en tu vida hasta ahora está teniendo un resultado. Cualquier cosa que hayas creado en tu vida, ha venido de ti y es el resultado del tipo de persona que decidiste ser. Es resultado de tus decisiones, y es resultado de tu conciencia. Ahora tienes que preguntarte: ¿estás satisfecho con la vida que has creado? ¿Es eso lo que quieres? ¿Te gustaría que las cosas fueran mejor que eso? ¿Crees que mereces algo mejor que eso? ¿Estás contento? ¿Tú crees que no tienes que hacer nada más?…

Y no quieres hacer nada más, y piensas ”pues…estoy feliz, no estoy pasando hambre como la gente en Calcuta” ¿Estas permitiendo autoengañarte y ponerte la soga al cuello? ¿o crees que en el fondo de tu mente y en tu corazón hay un propósito más grande en el que trabajar? ¿Hay algo más grande que la vida tiene para ti?

Yo creo que tienes que vigilar y ser consciente de tu diálogo interno y empezar a hablarte a ti mismo. De construirte a ti mismo. A veces lo único bueno que escucharás de ti mismo es lo que tú te digas a ti mismo.

Y algo más, la mayoría de la gente no vive sus sueños por miedo, damas y caballeros. Estuve ayer en Columbus-Ohio hablando para un departamento de una empresa de Ohio y una chica joven me saludó, era la que organizó el evento. Muy talentosa y muy habilidosa. Ella contaba que quería comenzar en un negocio de consultas. Y le dije: “¿por qué no lo haces?” Le dije: “tienes las habilidades, no estás aquí porque les gustas. Tú estás aquí porque haces el trabajo y haces que las cosas sean posibles”. Ella vino con todo tipo de ideas, pero finalmente dijo: “creo que no puedo verme haciéndolo, creo que tengo miedo”. El miedo limita tu visión y te baja la autoestima. El miedo es lo que mantiene haciendo a la gente, lo que NO le gusta hacer.

Volé de Columbus (Ohio) a Denver (Colorado) para reunirme con una gran compañía de comunicaciones y la persona que me recogió me dijo que la compañía estaba planeando una reducción de plantilla significativa y que le ofrecían a algunos de sus empleados un plan de retiro temprano y algunos ganarían hasta 300.000 dólares. Les dijeron: “esta es la última oportunidad que pueden acogerse a esta oferta. Si no lo hacen ahora, cuando hagamos la reducción podrán estar entre los que pierdan su trabajo y todo lo que tendrán será una pobre indemnización”. Y solo el 50% de las personas a las que les correspondían los 300.000 dólares, los cogieron. Los otros tenían miedo de aprovechar la oportunidad. Los otros no podían verse sin su trabajo, no pudieron imaginarse su vida sin su trabajo.

Esta es la misma razón del por qué hay personas que siguen en relaciones en dónde son abusados, no están felices o se sienten insatisfechos. No pueden verse más allá de esa relación. No pueden verse disfrutando la vida sin esa persona. Piensan que eso es todo lo que pueden hacer. La misma razón por la que algunas personas se quedan atascadas en cierto nivel en su vida. No pueden ver que las cosas pueden ser mejor para ellos y creen que eso es todo lo que se merecen y es todo lo que pueden hacer. Tienen esta idea metida en la cabeza y creen que eso es todo lo que se merecen.”

Tony Robbins

Bueno, espero que os haya gustado y sirva al menos para la auto reflexión, como dice Robbins “…vigilar y ser consciente de tu diálogo interno y empezarte a hablarte a ti mismo…”. Como psicólogo, sé que esta no es una tarea fácil y que aunque suceda el caso de que te escuches y vigiles tu diálogo interno, esto no es garantía de empezar una nueva vida o introducir determinados cambios. En muchas ocasiones esta es una empresa ardua y difícil de llevar a cabo por diversos factores y es precisamente por la confluencia de estos factores (personalidad, historia familiar, genética…), que es necesaria la intervención de un profesional de la psicología para empezar a llevar a cabo algunos de los cambios que llevamos proponiéndonos durante mucho tiempo, por ejemplo.

Os mando un saludo a todos.

Alejandro Camacho.

Contacta con Mindfoodness

info@mindfoodness.es

T: 672 126 231

Torrent (Valencia)

- MINDFULNESS APLICADO A LA ALIMENTACIÓN, GASTRONOMÍA Y RESTAURACIÓN -

- ESPECIALISTAS EN ESTIMULACIÓN SENSORIAL ALIMENTARIA -

 

MIEMBROS DE: